Inicio

J. A. Pagola

Homilías

Lecturas del día

El Día del Señor

Diapositivas Eucaristía

Contactos

 

 

 

EL DOMINGO

 

CONTRAPORTADA

 

 

CARTA DE AMOR DE DIOS PADRE


Puede ser que tú no me conozcas, sin embargo Yo conozco todo sobre ti... (Salmo 139,1)

Yo sé cuándo te sientas y cuando te levantas... (Salmo 139,2)

Todos tus caminos me son conocidos... (Salmos 139,3)

Aun todos los cabellos de tu cabeza están contados... (Mateo 10,29-31)

Porque tú fuiste hecho a mi imagen... (Génesis 1,27)

En mí, tú vives, te mueves y eres... (Hechos 17,28)

Porque tú eres mi descendencia... (Hechos 17,28)

Te conocí aun antes de que fueras concebido... ((Jeremías 1,4-5)

Yo te escogí cuando planeé la creación... (Efesios 1,11-12)

Tú no fuiste un error, porque todos tus días están escritos en mi libro... (Salmo 139,15-16)

Yo determiné el tiempo exacto de tu nacimiento y donde vivirías... (Hechos 17,26)

Tú has sido creado de forma maravillosa... (Salmo 139,14))

Yo te formé en el vientre de tu madre... (Salmo 139,13)

Yo te saqué del vientre de tu madre el día en que naciste... (Salmo 71,6)

Yo he sido mal representado por aquellos que no me conocen... (Juan 8,41-44)

Yo no estoy enojado ni distante, más soy la manifestación perfecta del amor... (1 Juan 4,16)

Y es mi deseó compartir mi amor desmedido hacía ti, porque eres mi hijo y Yo soy tu padre... (1 Juan 3,1)

Te ofrezco mucho más de lo que tu padre terrenal pudiera darte... (Mateo 7,11)

Porque Yo soy el Padre Perfecto... (Mateo 5,48)

Cada regalo que tú recibes viene de mis manos... (Santiago 1,17)

El plan que tengo para tu futuro ha estado siempre lleno de esperanza... (Jeremías 29,11)

Porque Yo te amo con amor eterno... (Jeremías 31,3)

Mis pensamientos sobre ti son incontables como la arena a la orilla del mar... (Salmo 139,17-18)

Yo nunca dejaré de hacerte el bien... (Jeremías 32,40)

Porque tú eres mi tesoro más preciado... (Éxodo 19,5)

Yo deseo afirmarte dándote todo mi corazón y toda mi alma... (Jeremías 32,41)

Y quiero mostrarte cosas grandes y maravillosas... (Jeremías 33,3)

Si me buscas con todo tu corazón me encontrarás... (Deuteronomio 4,29)

Deléitate en Mí y te daré todos los deseos de tu corazón... (Salmo 37,4)

Porque soy Yo quien produce los deseos de tu corazón... (Filipenses 2,13)

Yo puedo hacer por ti mucho más de lo que tú pudieras imaginar... (Efesios 320)

Yo también soy el Padre que te consuela durante todos tus problemas... (2 Corintios 1,3-4)

 

Cuando tu corazón está quebrantado, Yo estoy cerca de ti... (Salmo 34,18)

Así como el pastor carga a un cordero, Yo te cargo a ti cerca de mi corazón... (Isaías 40,11)

Un día Yo quitaré toda lágrima de tus ojos y todo el dolor sufrido en esta tierra... (Ap. 21,3-4)

Yo soy tu Padre y te he amado como a mi hijo, Jesús... (Juan 17,23)

Porque en Jesús, mi amor por ti ha sido revelado... (Juan 17,26)

Él es la representación exacta de quien Yo soy... (Hebreos 1,3)

Él vino a demostrar que Yo estoy contigo y no contra ti... (Romanos 8,31)

Y también a decirte que no estoy contando tus pecados... (2 Corintios 5,18-19)

Si tú recibes el regalo de mi Hijo Jesús, tú me recibes a mí...(1 Juan 2,23)

Y ninguna cosa podrá separarte otra vez de mi amor... (Romanos 8,38-39)

Vuelve a casa y daré la mayor fiesta celestial que jamás se haya visto... (Lucas 15,7)

Yo siempre he sido Padre y por siempre seré Padre... (Efesios 3,14-15)

La pregunta es... ¿Quieres tú ser mi hijo?... (Juan 1,12-13)


Con todo amor, tu Padre Dios


 

 

 

 
 

Mensaje para la semana

Anteriores

El Domingo

 

Buena Noticia es tener una casa donde cobijarse, un colegio donde aprender, una zona de marcha donde disfrutar...

Noticia es la enfermedad, el fracaso o la tristeza que, irremediablemente, se colarán en la vida...

 

 

Buena Noticia es tener un corazón agradecido, desinteresado y altruista donde haya espacio para todos tus hermanos, en especial aquellas que más te necesitan.

Buena Noticia es cargar con coraje, valentía y fe con cada una de las cruces, sabiendo que Dios es tu mejor Cirineo.

 

 

Inicio

J. A. Pagola

Homilías

Lecturas del día

El Día del Señor

PPS Eucaristía